lunes, 25 de enero de 2016

Un paseo por Orbaneja del Castillo

Como os conté en instagram, este fin de semana hemos estado de excursión en un sitio que es un deleite para los sentidos: Orbaneja del Castillo, en la provincia de Burgos. Hace apenas una semana que me enteré de que existía, y ahora se ha convertido en uno de mis pueblos preferidos por su belleza y su pecularidad. El centro del pueblo, que está situado en la ladera de una montaña, está recorrido por una enorme cascada...


¿No os parece espectacular? Creo que a mí me dejó sin palabras (¡y ya es difícil con todo lo que hablo...!)

lunes, 18 de enero de 2016

Una habitación de filosofía Montessori

¡Cómo pasa el tiempo...! Parece que fue ayer cuando os enseñaba la habitación de mi pipiolillo, estando embarazada de 8 meses. Recuerdo la ilusión que tenía eligiendo cada detalle y pensando en él... Y ya tiene 18 meses.

Como os conté entonces, en todo momento #miquerido y yo pensamos en que fuera una habitación evolutiva; es decir, que fuera bonita y útil para la época bebé, pero que también fuera bonita y útil cuando fuera creciendo. Creo que hemos cumplido el objetivo, y os quiero enseñar como está la habitación ahora mismo, ¿os quedáis a verla?



No sé si recordáis que alguna vez os he contado que este verano descubrí la filosofía Montessori en la crianza de los hijos, y me quedé absolutamente prendada de ella. Hoy no os voy a hablar de la filosofía en sí, pero me parecía importante recordarlo porque la habitación está inspirada en ella. Esa es la razón por la que en lugar de la clásica cuna hay un colchón en el suelo, para favorecer la autonomía del pipiolillo y que él pueda echarse solito si así lo desea. Os confieso que me sorprendí del éxito de la idea... ¡Le encanta! Y no solo para dormir (las siestas, porque por las noches seguimos colechando), le gusta sentarse a leer o tumbarse jugando.

lunes, 11 de enero de 2016

Doble click: sobre la vida eco-bio

Y después de las fiestas navideñas... Volvemos a la normalidad con una entrada que tenía muchas ganas de compartir;)

Cuando supimos que el pipiolillo estaba en camino, algo en las mentes de su padre y la mía hizo, de repente, click. Fueron clicks diferentes, así que uniendo ese "doble click" nuestra vida ha cambiado bastante.

En primer lugar (aunque no tiene que ver con el título de la entrada os lo quiero contar), ambos de forma unánime decidimos dar un buen ejemplo a nuestro hijo porque pensamos que es la mejor forma de enseñarle a hacer las cosas bien. Eso significó cambiar algunos pequeños (malos) hábitos que teníamos: esperar los semáforos para cruzar, comprar libros electrónicos y programas informáticos en vez de piratear, hablar bien (en este punto seguimos trabajando), entre otras cosas. Además, os cuento los otros clicks:

♥ El click de mi querido: la alimentación es importante

Mi querido, desde que se enteró de que iba a ser papá, empezó a leer y leer sobre alimentación. No es que hasta entonces comiésemos todos los días comida rápida, pero no prestábamos especial atención a la comida ni a su procedencia.

Sin embargo ahora sabemos, por ejemplo, que el azúcar pasa por varios procesos bastante perjudiciales para la salud hasta llegar a las tiendas donde le compramos, así que nos hemos pasado a la panela (el azúcar en bruto, sin refinar). O que la harina de trigo se suele hacer con trigo transgénico, así que ahora compramos harina bio.

Empezamos a comprar leche ecológica y yogures ecológicos, y este verano nos compramos una yogurtera para hacer nosotros mismos los yogures en casa (por cierto que así reducimos también el número de envases de plástico que hay que reciclar).

También hemos hecho mermelada con fruta que nos han dado los abuelos del #pueblitobueno para no tener que comprar este invierno.

Y en general solemos comprar siempre la alternativa bio cuando la tenemos disponible en todos los alimentos.

♥ Mi click: cuidar al planeta para que mi hijo (y mis nietos, bisnietos...) puedan disfrutar de él

En mi casa hemos reciclado desde que tengo memoria; digo "hemos" pero en realidad no es cierto, se ocupaban mis padres y ambos se quejaban de que ni mi hermano ni yo prestábamos atención al asunto... Sin embargo cuando me independicé el reciclaje fue para mí una prioridad (y tengo que decir que en el caso de mi hermano ocurrió lo mismo), así que reciclamos.

Pero cuando supe que el pipiolillo estaba en camino, tuve que hacer algo más. De repente, para mí,era importante no solo reciclar, sino también reutilizar las cosas. Por ejemplo, el tendal de casa tenía varias varillas rotas; mi querido quería comprar otro pero yo me negué en redondo y ahora está arreglado con cuerdas. Intento arreglar todo lo que puedo para alargar al máximo su vida útil y así comprar lo menos posible y generar la menor basura posible.



lunes, 4 de enero de 2016

Tiempo de Roscón

Cuando empieza el año, para nosotros es tiempo de Roscón. Qué cosas, a mí hace un tiempo no me gustaban mucho, pero desde que los hago yo misma me encantan. Este año he probado, siguiendo el consejo de mi amiga Silvia, la receta del roscón definitivo de Velocidad Cuchara y ha sido todo un éxito...


LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...