lunes, 9 de noviembre de 2015

5 descubrimientos de puericultura

¿Alguna vez os ha pasado descubrir una cosa y pensar que no sabes cómo has sido capaz de vivir sin saber que existía? Pues hoy os quiero hablar de mis cinco grandes descubrimientos de puericultura; algunos los conocía, claro, pero no sabía realmente el uso que podía darles...:

♥ La mochila portabebés

Las que son ergonómicas de verdad, no las colgonas. Nosotros tenemos una manduca, os hablé de ella aquí, y también tenemos un cobertor para poder usarla en invierno. Fue un regalo de mi hermano (yo se la había pedido) y puedo deciros con franqueza que en nuestra familia ha sido una de las mejores inversiones.


Aunque está homologada para utilizar desde el nacimiento, nosotros empezamos a usarla cuando el pipiolillo tenía más o menos dos meses. En la actualidad, con 16 meses que tiene el pipiolillo, seguimos usándola.

Es muy sencilla de colocar (yo me la pongo sin ayuda) y aunque yo soy la que más le portea, el papá también ha disfrutado mucho... ¡E incluso el abuelo le ha llevado alguna vez!


¿Por qué ha sido un gran descubrimiento? Porque me ha permitido hacer cosas en casa mientras que le tenía a él pegadito, dormido o despierto... Pero muy feliz. Solo por eso ya valdría la pena, pero es que además ¡es comodísima! En muchísimas ocasiones que salíamos a hacer un recado rápido, o íbamos al supermercado... Le llevábamos en la mochila (que además no abulta nada) y nos permitía llegar a todas partes más rápido y más cómodamente (lo de las ciudades y los carritos de bebé se merece una entrada aparte). Y por último cuando hemos viajado, para visitar lugares... Ha sido nuestro producto preferido muy por encima de la silla de paseo.

Y por último (y mi razón preferida)... Porque me gusta muchísimo más llevar al pipiolillo en la mochila que en la silla; me encanta contarle cosas, agarrarle de la mano y sentirle tan cerca de mí.

♥ Muselinas

¿Cómo pude vivir sin muselinas hasta que me regalaron una? Es una pregunta que me hago mucho. Especialmente en verano me parece algo imprescindible... Las hemos usado para tapar el sol al pipiolillo cuando iba en el carro, como "manta" cuando el pipiolillo ha echado siestas en verano, como cambiador improvisado, como arrullo, como sábana... Os confieso que hasta de babero.

En un primer momento utilizamos unas que venden en una cadena de ropa. Recientemente hemos descubierto las muselinas de Aden Anais... Y ya nos las cambio por ninguna. Las antiguas eran pequeñas y más ásperas, mientras que las muselinas de Aden Anais tienen un tamaño grande genial y son suavísimas. De verdad, suavísimas. No os digo más que la abuela a las otras no las tenía mucha estima y cuando vio la de Aden Anais me dijo "¡cómo me gusta esto...!"



♥ Pañuelos de babas

Ya os lo conté aquí, y os lo repito en esta entrada... ¡Me han salvado! Soy una persona muy práctica, pero también me gustan las cosas bonitas, y no me hubiera gustado tener que poner al pipiolillo baberos muy feos. Y créedme, necesita baberos o le tengo que cambiar hasta de body en poco menos de dos horas. Ahora por ejemplo, que le están saliendo dos dientecillos, os digo que usamos unos 5-6 diarios. Imposible salir de casa sin ellos.





♥ Cuna de colecho

El pipiolillo tiene 16 meses y seguimos colechando. Tuvimos un intento de pasarle a su habitación este verano porque se despertaba mucho, pero se despertaba exactamente lo mismo así que abortamos el plan en la primera noche... Todo empezó, como ya os conté, con las tomas nocturnas; la minicuna de colecho nos permitió a los dos descansar y a mí, personalmente, a no ir con unas ojeras descomunales por el mundo. Cuando cambiamos a la cuna normal la pegamos a nuestra cama sin barrera, tal y como estaba la de colecho.


Para nosotros es comodísima (es nuestra salvación para descansar y rendir algo en el trabajo al día siguiente) y además, os confieso, me transmite una paz infinita verle dormir a mi lado y poder coger su manita.

♥ Toallitas

Vale, estas sí que las conocía... ¡Pero las tenía completamente infrautilizadas! ¡Son tan útiles...! Las uso para limpiar el culito al pipiolillo, pero también para limpiar mis vaqueros recién manchados de galletas con babas cuando el pipiolillo pone sus manitas en ellos y para todo tipo de manchas. Es más, os confieso que me he llevado unas al despacho para limpiar la mesa porque lo deja requetelimpio y un con un olor genial.


Por cierto que nosotros usamos Huggies. Después de mucho analizar los componentes de las toallitas con una compañera del trabajo que también tiene un bebé (porque realmente con el uso que se le da y el tiempo que permanecen las sustancias en la piel de nuestros hijos es algo a mirar), descubrimos esta marca que tiene ingredientes poco nocivos y está libre de phenoxietanol y parabenes.


¿Qué os parecen mis descubrimientos? ¿Habéis utilizado alguna vez alguno de ellos? ¿Qué tal vuestra experiencia?

Feliz lunes para todos 



30 comentarios:

  1. Yo no he usado nada de eso, excepto las toallitas....jajajajaj soy arcaica :D
    Pero te cuento un secreto, las toallitas no dejarás de usarlas nunca!!!! yo ahora uso menos claro, ya no hay que limpiar culitos a menudo, pero sigo con ellas....para limpiarla cuando hace caca, para el morrete, para después de comer macarrones!!!!!! yo las uso también para limpiar las playeras, si es que tienen mil usos la verdad, en mi casa dudo mucho que se dejen de usar, porque ya las usaba antes de ser mamá, le limpiaba el morro y las patas al perruco con ellas XD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso me dicen todas las mamás, que siempre las seguiré usando, jaja. La verdad es que desde que las descubrí, para mí tienen un montón de usos ;)

      Feliz día!

      Eliminar
  2. Qué bueno! Lo de las toallitas, yo aún compro pa limpiar de todo, jajajaja...
    Justo pensaba escribir de nuevo sobre el colecho, a ver si encuentro un rato, que voy de bólido!
    Muas!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya leí tu entrada!! Muchas gracias por contarnos tu experiencia!! Un besote!

      Eliminar
  3. Las Huggies son las que compra mi madre y a mí me encanta el olor. Los quitababas con mi bichilla no han servido de nada, porque todas se las tragaba ¡zampona que es! Y las muselinas ¡ay! Casi un año después del parto las decubrí.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jaja, qué suerte!! Así no tienes que pelearte con los quitababas ;)

      La verdad es que sí que huelen bien las huggies!

      Un besote :)

      Eliminar
  4. Sabes lo que para nosotros fue un apasionante mundo de luz y de color??? La silla portabebés, pero las que van a la espalda. Como nos gusta hacer el cabra y Paula siempre estaba incorporada en la fiesta nos compramos una de escalada, pesaba muy poquito y transpiraba la espalda. La de sitios que ha visto la nena detrás de la cabeza de su padre!!!!!!Después lo dirigía de las orejas Y ahora nos reímos porque siempre sale su cabecita por detrás en las fotos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Justo el otro día hemos visto una de esas por la calle! Y nos ha parecido curioso e interesante! A lo mejor nos animamos y la compramos ;)

      Feliz día!

      Eliminar
  5. Para mí también fue todo un descubrimiento las mochilas ergonómicas... con el mayor no me atreví y con la pequeña vi la luz.. me arrepentí horrores de no haberla usado antes.. ahora la echo de menos ;)

    ResponderEliminar
  6. Yo no he usado mucho la mochila, solo con la primera, porque el pequeño, enseguida pillo el peso de que ya no le servia la mochila, y las toallitas yo siempre he usado las del mercadona y lo que tu dices para todo, hasta para limpiar la casa, desmaquillarme o lo que surja, pero ahora si que miro lo que tu dices de los parabenos, por un tema hormonal que tengo con la pequeña, yo hasta hace un mes no tenia ni idea de esas sustancias... Lo demás no lo he usado, pero cada dia que pasa, pienso que cuanto menos se use mejor, porque yo ahora tengo un montón de cosas que con el segundo no use, y no se que hacer con ellas.... saludines

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues supongo que tienes razón... Cuanto menos mejor! La verdad es que el mundo bebé da para mucho y hay taaaantas cosas y todas parecen taaaaaan importantes...

      Un besote :)

      Eliminar
  7. ¿Por que le decis todo el tiempo pipiolillo? ¿No tiene nombre? En ningún momento lo nombraste ¿como se llama?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carina!!

      No es ningún secreto, se llama Alejandro; lo he dicho varias veces en el blog, lo puedes ver por ejemplo:

      http://bloglacajitademusica.blogspot.com.es/2014/03/alejandro.html

      http://bloglacajitademusica.blogspot.com.es/2014/06/la-habitacion-de-alejandro.html

      http://bloglacajitademusica.blogspot.com.es/2015/07/navy-party-fiesta-marinera.html

      Cariñosamente yo le digo "mi pipiolillo" y me gusta llamarle así también en el blog.

      Un abrazo!

      Eliminar
  8. ui, para mi la mochila y la muselina también son IMPRESCINDIBLES. La muselina fue lo que tuve de antes que naciera y fue de los mejores regalos que me hicieron, de hecho la he usado tanto que cuando he tenido amigas embarazadas es de las cosas que he regalado.
    Y la mochila también imprescindible, en mi caso empecé a portear a los 3-4 meses ya que la peque nació en verano y como buena primeriza lo de llevarla en fular me daba respeto (por no saber atarlo bien) y porque me parecía que iba a pasar calor.
    Ahora cuando nazca el peque tengo claro que vamos a portear desde bien pequeño. A mi enana le encantaba ir en la mochila.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Al pipiolillo también! Me alegro de que coincidamos! jeje

      Un besote!

      Eliminar
  9. Hola María ,, para mí la mochila, la muselina y la toallitas húmedas siempre fueron imprescindibles ,, hasta el día de hoy las uso ya que limpio manos , mocos y potos todo el día ,,

    ResponderEliminar
  10. Totalmente de acuerdo con todo. Aunque en cuanto a toallitas en casa usamos para pieles atópicas y las que mejor le van a mi peque son de una marca blanca. Al ser para pieles sensibles, además no suelen llevar ni siquiera alcohol o fragancias y si, yo también las uso demasiado. Me estoy planteando reducir su consumo porque se me han vuelto imprescindibles.

    Besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso me pasó a mí, las usaba tanto... Que me empezó a dar miedo! Porque realmente tienen sustancias tóxicas...

      Yo he usado marcas blancas pero cuando descubrí éstas de Huggies me enamoraron. Por cierto que acaban de sacar unas sin alcohol ni fragancias ;)

      Eliminar
  11. Es curioso cómo cada madre tiene unos imprescindibles y de los que tú dices, solo necesito dos, jajaja... La mochila la usamos poco y el fular también, la verdad. Ojo, que si no los hubiéramos tenido, en algún momento de excursión o viaje lo hubiéramos echado en falta, pero en general, puedo prescindir... las muselinas ya las usé con el tercero, con eso te lo digo todo, jajaja... Los quitababás nunca.. Y la cuna, eso sí, la normal, eso es de los más amortizado en mi casa, la dejó uno, la empezó a suar el otro, la dejó el segundo y empezó el terecro, asi que llevamos 5 años de uso continuado...vamos, super amortizada!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jaja, sí! Tienes toda la razón!!! Realmente creo que depende mucho de la familia, la casa y, por supuesto, como sea el bebé! Cuando hablo con otras mamás tampoco coinciden conmigo, y sin embargo algunas en prácticamente todo!

      Bueno, en las toallitas sí... Creo que eso es universal! jeje

      Eliminar
  12. La mochila, las muselinas, los pañuelos de babas y las toallitas los mejores de los mejores.
    Yo compro las toallitas de la marca blanca del día y no por el precio (que tambien) sino porque me fijé que tenía los ingredientes mas suaves de los que había visto en el mercado. Yo también las uso para todo, son tan útiles!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Voy a fisgonear las toallitas del DIA! Primero usé las del Lidl que leí en internet que no estaban mal, pero te confieso que cuando descubrí éstas ya no pude volver a las del Lidl jeje

      Un besote!

      Eliminar
  13. hola hola!! que mono tu peque. yo como no soy mami, pues no entiendo de puericultura, pero algo si... que sobrinas tengo varias, jeje, un besito!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claroooo! Las tías (y los tíos, que en el caso del pipiolillo no tiene tías) valen oro! Puedes opinar todo lo que quieras ya lo sabes :)

      Un besote!

      Eliminar
  14. Yo tampoco tengo pekes :((, pero las toallitas desde que las descubri con mis experimentos de pintura que no las suelto, jeje, como tu dices para una mancha recién hecha y lo de limpiar la mesa no lo he probado, jajaja, habra que ver como la dejan :P
    Besote!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahhhh, es que para las manualidades yo también las uso! Son utilísimas! jajaja

      Un besote guapa!

      Eliminar
  15. Pues si si...yo utilizo todo esto que nos has enseñado y va genial!
    El portabebés es de los mejores inventos, jiji. Es una manera de poder hacer de todo y no tenerse que limitar a lo que el cochecito puede. Y los pañuelos de babas me encantan, creo que los colecciono, :-p es que van perfectos para que no lleven la ropa mojada todo el día y quedan monísimos, más que los baberos.
    Y de toallitas creo que todos los que somos padres o adictos a las manualidades tenemos a toneladas, no?

    Un saludo y a disfrutar de la semana. Besos

    ResponderEliminar
  16. Ésta niña a penas ha tenido babas, pero la mochila y las muselina las hemos usado mucho.

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...